La banca dominicana fue un componente fundamental de la recuperación económica

Rossanna Ruiz considera que,  ante la situación de incertidumbre que vive el mundo, se espera que la economía dominicana se mantenga creciendo en niveles cercanos a su potencial

Rossanna Ruiz llega a la presidencia de la Asociación de Banco Múltiples de la República Dominicana, ABA, con una visión clara de trabajar por un sector bancario que continúe profundizando sus aportes a una economía más inclusiva y sostenible, a través de la promoción de políticas y programas que promueven las mejores prácticas bancarias, la digitalización del sistema financiero, la educación financiera, un modelo de negocios más cercano a la gente. 

“Nuestra aspiración es que los bancos dominicanos consoliden su liderazgo dentro del sistema financiero nacional y se conviertan en un referente para toda la región latinoamericana.  Los ejes estratégicos de mi gestión giran en torno al impacto de los servicios financieros en el mejoramiento de las condiciones de vida de los hogares y la viabilidad de las empresas” afirma Ruiz.

Economista y Abogada, especialista en Legislación Económica y Financiera, Previsional, Mercado de Valores, Comercio Electrónico, Fideicomiso y en competitividad, señala que, “si bien esos son retos enormes, contamos con la confianza y entusiasmo de nuestra Junta Directiva, conformada por los presidentes de las instituciones bancarias y un talento humano de primer nivel, lo cual me dan la seguridad de que se pueden lograr grandes transformaciones”.

Rossana Ruiz, además, ha sido Consultora Económica y Asesora de la Gobernación del Banco Central, de la Superintendencia de Bancos, de la Superintendencia de Pensiones, de la Superintendencia de Valores, del Banco Nacional de la Vivienda, entre otras instituciones y organizaciones. Factor de Éxito consulto con ella su opinión, como economista y presidente de ABA, acerca de la posición del sistema financiero dominicano en el escenario económico mundial.



¿Cuál ha sido el papel de los bancos en la consolidación del sistema financiero dominicano? 

Los bancos son entidades fundamentales para el funcionamiento de la economía. En primer lugar, es pertinente mencionar que, con el 88 % de los activos, los bancos múltiples son las entidades de intermediación más importantes del sistema financiero. Lo anterior quiere decir, que, en República Dominicana, los bancos múltiples son de vital importancia para cumplir con dos de las principales funciones que requiera toda economía que funcione saludablemente: 1) por un lado son los encargados de canalizar el ahorro nacional, convirtiéndolo en crédito formal para hogares y empresas, y 2) son vitales para que los sistemas de pago funcionen ininterrumpidamente, garantizando que las transacciones sean llevadas a cabo de forma rápida, segura y al menor costo posible. Esta labor de los bancos ha permitido que, durante los últimos 15 años, el ahorro del sistema financiero haya crecido de forma sostenida, hasta alcanzar un tamaño que sobrepasa el 35 % de PIB. 

 

En ABA realizan análisis trimestrales sobre la economía dominicana, ¿Cuáles son los indicadores más relevantes? En base a ellos, ¿cómo vislumbra la perspectiva económica del país dentro del escenario mundial?

Este 2022 es un año cargado de mucha incertidumbre, cualquier pronóstico sobre el crecimiento económico es muy difícil de hacer. Dicha incertidumbre se deriva del conflicto entre Rusia y Ucrania, con su correspondiente impacto en el precio de las materias primas, pero también la evolución de la pandemia, la cual todavía presenta riesgos para nuestras economías y, asimismo, del cambio de orientación en la Política Monetaria de Estados Unidos, país que comenzó su proceso de subida de tasas de interés. 

En el caso particular de nuestro país, los impactos se sienten a través de una mayor inflación, mayores tasas de interés (Banco Central obligado a aplicar medidas para frenar la inflación) y también en un menor flujo de turistas provenientes de Europa del Este. No obstante, el panorama anterior, la economía dominicana y su sistema financiero, en innumerables oportunidades ha demostrado su resiliencia, contando con la confianza de los inversionistas nacionales e internacionales, razón por la cual aún ante dichas dificultades, se espera que esta se mantenga creciendo en niveles cercanos a su potencial.

 

¿Cuáles son los sectores productivos que considera con mayor potencial para que los bancos múltiples dirijan sus esfuerzos? ¿Por qué? ¿Podría ofrecernos cifras?

Durante 2021, la economía dominicana mostró una impresionante capacidad de recuperación, creciendo a una tasa de 12.3 %, la más alta de Latinoamérica. En ese contexto, la banca dominicana fue un componente fundamental de esa recuperación facilitando más de RD$150 mil millones de crédito a todas las actividades productivas, destacándose el Comercio, Manufactura, Turismo, Construcción, Agropecuario, Energía y MIPYMES. Consideradas en forma conjunta, el crédito dirigido a esas 7 actividades aumentó más de RD$75 mil millones, representando un 81 % del aumento total del crédito productivo de 2021. Especial atención merecen las MIPYMES, sector para el cual los bancos múltiples están trabajando en una agenda de acciones especializadas como distintas Leyes e iniciativas en procura de lograr un mayor financiamiento de este importante sector de nuestra economía.



¿Qué elementos considera usted que faltan para alcanzar una economía más inclusiva y sostenible en República Dominicana? ¿Cómo puede ABA ayudar a promover esto?

Como sociedad, debemos trabajar en todos aquellos elementos que nos permitan, como país, ser más competitivos para atraer más inversiones, tecnología y generar más empleos. No existen atajos, ni fórmulas mágicas para esto, todos los sectores nacionales, públicos y privados, debemos trabajar en una agenda país que nos permita lograr esos objetivos. En este sentido, acorde al World Economic Forum, los pilares que inciden en la competitividad de un país son: instituciones, infraestructura, adopción de nuevas tecnologías, estabilidad macroeconómica, sistemas de salud, educación, funcionamiento eficiente de los mercados de bienes y servicios, y mercado laboral, sistema financiero y ecosistema de apoyo a emprendedores. Como sector bancario, trabajamos junto a las autoridades nacionales y otros gremios en muchos de esos temas, aportando nuestro granito de arena.

                

¿Cómo ve usted el desarrollo de las finanzas verdes en el país? 

Desde hace varios años ya, las finanzas verdes están en la agenda central de los bancos múltiples en República Dominicana. Así, año tras año, los bancos múltiples otorgan créditos destinados a financiar en empresas y hogares, sistemas de energía renovables, renovación de plantas y equipos menos contaminante, entre otros proyectos con impactos positivos en el medio ambiente. 

Adicionalmente, como sector, ABA es miembro de la Red Global de Banca Sostenible, iniciativa a través de la cual ha firmado un Convenio de Cooperación con el International Financial Corporation (IFC), del grupo del Banco Mundial, para recibir asesoría y trabajar junto a los bancos múltiples locales, en la elaboración de un protocolo verde que representa un compromiso inédito del sector para la adopción de las mejores prácticas en materia de finanzas verdes. En resumen, las finanzas verdes han llegado para quedarse de forma permanente y tener un impacto positivo en nuestro sistema financiero, como ABA estamos muy entusiasmados con este proyecto.

 

Venciendo al COVID-19